11/20/2006

Dejame decirte...


Como comenzar a escribirle a alguien que no conoces? Qué decir? Qué contar? Explicar? Relatar? O tan sólo esperar a que entienda?

Primero, dejame que te tutée, soy mucho mayor que vós; sé que te fuiste del país no hace mucho, aunque yo sé que la distancia multiplica al tiempo.

Hay cosas que me hubiese gustado hacer juntos, pegarle a una pelota, hacerte cosquillas, caminar contigo en mis hombros como hacia con tu padre cuando tenía tu edad. Hacerte bromas, judearte un poco. Nada de eso es posible ahora, entonces que queda?Tal vez enseñarte algo que ahi no lo sepas.
Naciste en un país que no cree, un país donde el mañana nunca llega, un país donde espera sin saber que es lo que espera. Donde las definiciones quedan cortas y las esperanzas largas.Pero generoso, tanto que dá lo que no tiene, fertil de tierras y gente, donde lo inexplicado es explicado y lo obvio es omitido. Donde la queja es habitual, el país de la paja en el ojo ajeno.Un país como dice la canción "planto rosas,crecen sandias"
Yo sé porque te fuiste, porque antes lo hice yo. No hay seguridad de que te vaya a ver muy pronto, por eso dejame que te cuente, ya que hay cosas que es posible te olvides. Y si por esas cosas de la vida se te ocurra regresar, las vas a necesitar.

Para ser oriental,( no me canso de decirlo, tu nacionalidad es oriental no uruguayo) es fundamental pronunciar la y (yé) de un modo exagerado, a ver abrí la boca y repetí conmigo"shé" , como "sssshuvia",o "posho".
No se dice tú, deberás decir "vo" , "botija" es "cuate" y "taco" es parte de la suela del zapato."Ahorita" no existe , es ahora, ya o dentro de un rato, en Uruguay si bien somos lentos nos definimos al respecto."Mande" no es "disculpá no entiendo", si llegás a decir mande en Uruguay sonastes, no sabes las infúlas que tenemos de jefe."Manito" es una mano chiquita, nuestro equivalente es "gurí".
Chile es un país y no un pimiento.
En Uruguay decirle "negro" a alguien es un término cariñoso, el guarda del ómnibus y el almacenero son "gallegos", aunque no hayan nacido en España.
La Celeste no es la vecina de al lado, es lo más glorioso que ha existido, aunque no le ganemos a nadie.Acá somos "flor de indios", aunque no existan más charrúas.
Tenemos un "Cerro Chato"y una carcel en la ciudad de "Libertad".
Y por sobre todas las cosas no dejes de ser como sós, a pesar de todo.

En pocas palabras, Mateo: me dejarías ser tu tio?

2 comentarios:

Lety dijo...

Alfredo,primero que nada dejame decirte que fue un placer leer tu blog y las palabras e ideas que expones en él, también te agradezco infinitamente las palabras que le regalaste a mi hijo y podés estar seguro que aunque no sé en que tiempo y lugar se vislumbrará el retorno a nuestro país, nunca dejaría que se olvide de sus origenes; porque para mi esa frase "tus origenes" que puede tener tantas connotaciones e interpretaciones, es más simple y a la vez más compleja que un trozo de tierra ubicado en un mapa, los orígenes son para mí la gente, los afectos, la historia, los recuerdos que conformaron tu ser actual y la persona que en un futuro serás, las anécdotas de esa primera infancia, de esa primera memoria, de esa huella mnémica que se forma en nuestra psique y nos conforma como individuos, únicos, especiales e irrepetibles...esa historia en Mateo a pesar de sus cortos años y de la historia que él transite "en este lado del mapa" tiene un lugar, un inicio, un sentimiento, tiene recuerdos y gente que sé que lo lleva día a día presente en su corazón y memoria, tiene un nombre de río -como bien dijiste- y diversos nombres, rostros y afectos que quiza no llegue a recordar pero que tanto el padre como yo no le dejaremos olvidar... bienvenido a su historia de vida! me alegra mucho saberte parte de ella. Gracias. Lety

M@rcelo dijo...

Muy bueno...sus palabras son compartidas por 3 millones y pico de orientales, esa palabra que tanto le gusta! 3 millones que habémos aquí y otros tantos que andan sueltos por el mundo...
Qué orgullo debe ser mostrar el pasaporte en otro país, y que quien lo tome lea "oriental"...
Te inflás como un sapo hasta casi reventar! Despedís orgullo por los poros!

Inflémonos todos cuando nos pregunten de donde somos, y dejémos que el viento nos lleve para donde tenga que ser...de seguro caeremos inevitablemente en la República Oriental del Uruguay, bendita tierra de la que algunos reniegan...pobres...

Y lo del clásico sigue pendiente, espero lo tenga en cuenta para el domingo Sir Einstein! Ya que hablamos de rasgos orientales...Cómo perderse un Nacional-Peñarol, Peñarol-Nacional???